Da igual el papel que le toque interpretar porque parece bordarlo siempre. Al menos estas son las críticas que le avalan y le convierten en un candidato fuerte para llevarse el Oscar en 3,2,1