Aunque parezca una secuela de “Enmanuelle Negra”, se trata de un film de baloncesto de principios de los 90. Escrita y dirigida por Ron Shelton, el hombre que nos deslumbró con Los búfalos de Durham (1988) y la fabulosa Tin Cup (1996) (creo que era muy colega de Kevin Costner, si no no tiene ningún sentido) nos cuenta la historia de una pareja interpretada por un Woody Harrelson, en el papel de Billy Hoyle, y Rosie Perez (Gloria Clemente), que vive de motel en motel escapando de la mafia y sobreviviendo gracias a las pachangas de basket que gana Billy y con la esperanza de ella de ganar elconcurso de tv “Jeopardy”.
El otro personaje sobre quien pivota la historia es Sidney Deane interpretado por el desaprovechado Wesley Snipes, un ex jugador universitario que pudo jugar en la N.B.A pero su sueño se derrumbo.
La accion se desarrolla en California y podemos disfrutar de pachangas muy entretenidas. Como curiosidad podemos ver a Nigel Miguel antiguo jugador de los New Jersey Nets durante el 85.
En definitiva una película pequeña pero lo suficientemente entretenida para los amantes del basket y de Rosie Pérez.