¡El futuro es ahora! Pronto cada hogar Americano integrará su televisión, su teléfono y su ordenador. Podrás visitar el Louvre en un canal, o ver lucha libre femenina en otro. Podrás comprar desde casa, o jugar al Mortal Kombat con un amigo de Vietnam. ¡Un sin fin de posibilidades!


En Un Loco a Domicilio de 1996, un desequilibrado Jim Carrey ya nos avisaba de lo que se nos venía encima con el avance de internet. En la maltratada peli de Ben Stiller había de todo y de todos, pero sobretodo había una fiesta karaoke muy salvaje: